04 marzo 2012

Emprendedor

¿Cualquiera puede ser empresario? Montar una empresa no es ser emprendedor. “El emprendedor nace, no se hace. ¿Tiene usted madera de emprendedor?”. José Pérez-Laorga anota:

1. Energía vital. "El emprendedor es una persona con un carácter arrollador, muy observador. Alguien que, caminando por la calle convierte en negocio todo lo que ve y que siempre está lleno de nuevas ideas".

2. Visión práctica. "Lo primero que se debe hacer al pensar en montar un proyecto, es comprobar si la gente de tu entorno más cercano (amigos, compañeros, familiares) comprarían tu producto. A partir de ahí puedes empezar a hacer números".

3. Prudencia. Comienza poniéndote en lo peor, para poder afrontarlo, si es que llega. "Una norma que siempre se cumple es multiplicar por 1,5 tus gastos y dividir por dos tus ingresos, de esta manera, siempre estás preparado para lo que venga, hay que tener los pies en la tierra a la hora de hacer números y nunca inflar las cuentas".

4. Sobriedad. Reducir al mínimo tus gastos fijos, porque así "apenas tienes margen para invertir o seguir tu instinto, con poco tienes que hacer mucho, por lo que atarte incurriendo en una alta cantidad de gastos fijos es un error".

5. Inquietud. Un emprendedor no puede estar más de seis años en una misma empresa, necesita promover más iniciativas.

6. Autocontrol. Conocer los propios puntos flacos, y saber hasta dónde puede llegar su experiencia y conocimiento.

7. Automotivación. Óscar Guillén, fundador de Vissual Mediapress, una consultoría de comunicación dedicada a cubrir eventos a los que la cadena no pueda acudir. "Soy joven, me apetecía hacer algo completamente nuevo y me lo pedía el cuerpo. Quería hacer algo que me motivara".

8. Transparencia, agilidad. Uno de los trucos es "una buena comunicación que potencie las virtudes de tu empresa".

9. Serlo siempre. "Conciliar el horario laboral con el personal. La clave para trabajar desde casa es ser muy organizado y tener mucha disciplina".

1 comentario:

Eva dijo...

Definición correcta al tratarse de un emprendedor por los cuatro costaos!

Aunque, hemos de reconocer, que con la que está cayendo hoy por hoy, quien se atreva a emprender algo, lo que sea, tienes unos "huevos" como la Catedral más impresionante del mundo.

O no?

Suerte!!! y mucho ánimo...


Manipulador de Alimentos